El DKV Joventut y nuestro Ricky Rubio no han llegado a un acuerdo para rebajar su cláusula de rescisión, por lo que el conflicto llegará a los tribunales el 14 de octubre si antes no se llega a un acuerdo. El padre de nuestro crack todaví­a es optimista. ¡¡Ojalá todo se solucione pronto!!